lunes, 6 de septiembre de 2010

Claxon

Aquellos que no caminan por las calles de la ciudad, no sitúan un pie sobre el mojado pavimento poseen un conocimiento superfluo; de vez en cuando parecieran asomarse por la ventanilla a un mundo que no es el suyo, haciendo sonar el claxon como el único lazo de unión; dejando crecer sus barrigas y tirando al olvido las instrucciones dadas cuando eran niños: instrucciones para caminar; las arterias llenas de colesterol en contraposición con la playera pegada por el sudor; dejando hermosos privilegios de lado como el saltar sobre los charcos o el evitar pisar las líneas de un cuadro a otro; manteniéndose en una cápsula, los olores y sonidos urbanos no existen para los que manejan, sólo para los transeúntes…placeres de peatones (o de jodidos [categoría en la que varios quedamos dentro])

4 comentarios:

Moon Explosion5 dijo...

Eso ya depende, del estado animico... para el que es flaco jajaja. Hay veces que nos dormimod, pero a la vez tienes razon hay que disfrutar esos pequeños placeres, percibir y vivir. Eso nos hace seres vivos.

marco dijo...

Muy bien mi oruguita tu haces que suene mejor y tenga mejor sentido ser medio jodidón.

Yo opino que tu eres la peatona mas hermmosa que pueda pisar el asfalo en esta jungla rodeada de tantaa bestia, aquí estoy para caminar juntos todo lo que quieras.

muki mukii

El GatoPardo dijo...

Yo sólo miro pasar la lluvia (siempre en el mítico sistema: de arriba para abajo), una vez instalado en la incomodidad del tejado.

Un abrazo...

**Sharon De Estefanía** dijo...

Me dieron muchas ganas de seguir caminando